actualizado: 30 Mar 2020

n Recibir el Boletín diario con las últimas noticias del sector

Cantabria prepara una aplicación informática de control de acceso a los locales de juego

Se pretende evitar que los menores de edad accedan a estos locales, y que también salte un aviso en el caso de las personas que se hayan inscrito en el registro de interdicciones

El Gobierno de Cantabria está trabajando junto al sector en una aplicación informática para el control del acceso a los locales de juego y poder evitar así que entren menores o personas inscritas en el registro de prohibidos, y se espera que esa herramienta pueda estar lista antes de final de año.

La directora general de Interior del Gobierno regional, Jezabel Morán, ha explicado a Efe que en Cantabria existe un grupo de trabajo para fomentar medidas de juego responsable. Dentro de las medidas para fomentar ese juego responsable, el Gobierno de Cantabria introdujo una modificación en la ley de acompañamiento de los presupuestos regionales para 2020 para aumentar las distancias entre los establecimientos de juego. Hasta ahora, entre los salones de juego había una distancia de 150 metros, mientras que con el cambio legal pasa a ser de 500 metros.

Además, se determina una distancia de 500 metros entre los centros educativos y los locales de juego, y 250 metros con unidades de salud mental que se encarguen del tratamiento de ludopatías.

Cantabria también había prorrogado la suspensión de concesión de autorizaciones de explotación de máquinas tragaperras. Se trata de la cuarta prórroga desde el año 2006, cuando se produjo la primera, y que después se han repetido en 2009 y 2014.

Otra pata en la que se está trabajando para fomentar el juego responsable es el llamado registro de interdicciones o de prohibidos (el registro de admisión a un local).

La Consejería de Presidencia está colaborando con los establecimientos de juego para desarrollar una aplicación informática, cuya misión es facilitar a los operadores la ejecución del servicio de admisiones.

Se trata de establecer un mejor control para evitar que los menores de edad accedan a estos locales, y para que también salte un aviso en el caso de las personas que se hayan inscrito en el registro de interdicciones para que no las dejen entrar en ningún establecimiento de juego.

La idea es que el registro de interdicciones esté conectado con la aplicación informática, cuya fórmula concreta de funcionamiento ha de consensuarse con los operadores de juego, para que en el momento que se detecte el intento de acceso de una persona inscrita salte un aviso.

Actualmente, el registro de interdicciones solo opera para casinos y bingos, pero se va a regular por decreto para que se aplique a todos los establecimientos de juego.

Jezabel Morán ha señalado que en Cantabria hay autorizados 40 salones y 8 establecimientos específicos para hacer apuestas, y ha recordado que la comunidad autónoma no tiene competencias en materia de juego online, sino solo presencial.

Fuente: eldiariomontanes.es

Etiquetada bajo