En el Boletín Oficial de las Cortes Generales de 28 de diciembre se da cuenta de la aprobación por la Comisión Mixta para el Estudio del Problema de las Drogas, en fecha 12 de diciembre de 2017 de la Proposición no de Ley sobre la protección de los consumidores en relación con la actividad publicitaria de las actividades de juego de azar, presentada por el Grupo Parlamentario Socialista.


«Dicha proposición insta al  Gobierno a:

  1. Desarrollar reglamentariamente, en el plazo de tres meses, los artículos 7 y 8 de la Ley 13/2011, de 27 de mayo, de Regulación del Juego en relación con la actividad publicitaria de las actividades de juego de ámbito estatal y la protección de los consumidores y políticas de juego responsable.
  2. Restringir los horarios, con el objeto de proteger a los menores, para la difusión de comunicaciones comerciales relacionadas con juegos de azar y apuestas.
  3. Establecer como obligatorios, con independencia del tipo de juego, de la práctica asociada y del canal de difusión, para todas las comunicaciones comerciales y en todos los espacios relacionados con los juegos y apuestas en línea, los mensajes de “juego responsable”, “juego seguro” y “no recomendado para menores de dieciocho años”, de forma clara y legible.
  4. Limitar la presencia de personajes populares en las comunicaciones comerciales de juegos de azar y apuestas.
  5. Establecer, con el objeto de proteger a los menores, la prohibición total de publicidad del juego on-line en espacios específicamente destinados a ellos, tales como webs, redes sociales, juegos o aplicaciones.
  6. Evitar la utilización de mensajes que banalicen el desembolso a realizar por los jugadores o que hagan referencia a la facilidad para ganar.
  7. Restringir la utilización de bonos de regalo o las bonificaciones por la inscripción o participación de la persona jugadora.
  8. Evitar que las comunicaciones de juegos de azar y apuestas incluyan elementos de atracción para los menores como determinadas sintonías, mascotas de marca, narrativas cercanas al público infantil, etc.
  9. Restringir, con el objeto de proteger a los menores, la promoción o publicidad del nombre o de los productos de juego mediante patrocinio de equipos deportivos.
  10. Realizar campañas de sensibilización y prevención dirigidas a la población juvenil.
  11. Reforzar la implantación de políticas activas de juego responsable dirigidas a maximizar la protección de los sectores de la población más vulnerables y especialmente de los menores.»

A dicha Proposición no de Ley se formuló una enmienda con carácter técnico en la que se propone añadir los siguientes apartados:

«12. Obligar en los procesos de alta de las páginas de juego online y apuestas deportivas a establecer un proceso de verificación para tarjetas de crédito (por ejemplo códigos enviados por SMS al titular) que ayuden a controlar el acceso de menores y dificulten la generación de deudas.

  1. Supervisar la correcta aplicación de los bloqueos que permite el Registro General de Interdicciones de Acceso al Juego (RGIAJ) y garantizar su correcta aplicación junto con el resto de registros territoriales.
  2. Hacer campañas de concienciación que recomienden que los padres no jugadores se inscriban en el Registro General de Interdicciones de Acceso al Juego (RGIAJ) como manera preventiva para el control de menores

En esta misma fecha la referida Comisión acordó aprobar con modificaciones la Proposición no de Ley sobre la prevención de la adicción a los juegos y apuestas online, presentada por el Grupo Parlamentario instándose al Gobierno a evaluar la aplicación de la Ley 13/2011, de 27 de mayo, de regulación del juego y, previa consulta con organizaciones especializadas en la materia, así como asociaciones expertas en la prevención de las adicciones al juego online, llevar a cabo las modificaciones normativas precisas a fin de evitar el aumento del número de personas que padezcan adicción al juego, incluyendo:

«1.- Una regulación de las comunicaciones comerciales de las actividades de juego y juego responsable que tenga en cuenta:

a) Restricción de horarios con el objeto de proteger a los menores de las difusiones comerciales del juego online.

b) Limitación o prohibición de este tipo de publicidad en espacios destinados específicamente para menores o con gran presencia de éstos.

c) Realización de campañas de sensibilización y prevención de conductas adictivas y juego compulsivo.

d) Prohibición de que la publicidad de este tipo de productos participen menores de edad.

e) Evitar que promocionen eventos deportivos o equipos de categorías juveniles o inferiores.

f) Prohibición de promociones o regalos de crédito o bonos para realizar apuestas como reclamo publicitario.

2.- Establecer como obligatorios los mensajes de “se responsable, juega seguro”, “no pierdas más” o “no recomendado para menores de dieciocho años” en los portales de manera clara, visible y notoria.

3.- Obligar en los procesos de alta de las páginas de juego online y apuestas deportivas a establecer un proceso de verificación para tarjetas de crédito (por ejemplo códigos enviados por SMS al titular) que ayuden a controlar el acceso de menores y dificulten la generación de deudas.

4.- Supervisar la correcta aplicación de los bloqueos que permite el Registro General de Interdicciones de Acceso al Juego (RGIAJ) y garantizar su correcta aplicación junto con el resto de registros territoriales.

5.- Hacer campañas de concienciación que recomienden que los padres no jugadores se inscriban en el Registro General de Interdicciones de Acceso al Juego (RGIAJ) como manera preventiva para el control de menores.»

A dicha Proposición no de Ley se formuló una enmienda de modificación por el Partido Socialista, cuyo texto es éste:

«El Congreso de los Diputados insta al Gobierno a:

  1. Una regulación de las comunicaciones comerciales de las actividades de juego y juego responsable que tenga en cuenta:
  2. a) Restricción de horarios con el objeto de proteger a los menores de las difusiones comerciales del juego. Las comunicaciones comerciales sobre el juego no podrán difundirse en televisión antes de las 22.00 horas, independientemente de la modalidad de juego que se promocione.
  3. b) Limitación o prohibición de este tipo de publicidad en espacios destinados específicamente para menores o con gran presencia de éstos.
  4. c) Realización de campañas de sensibilización y prevención de conductas adictivas y juego compulsivo.
  5. d) Prohibición de que la publicidad de este tipo de productos participen menores de edad y personajes populares, así como la utilización de casos reales o ficticios de jugadores ganadores.
  6. e) Evitar la promoción o publicidad del nombre o de los productos de juego mediante el patrocinio de equipos o eventos deportivos.
  7. f) Prohibición de promociones o regalos de crédito o bonos para realizar apuestas como reclamo publicitario

(Resto igual).

Asimismo, la referida Comisión adoptó el acuerdo de desestimar la Proposición no de Ley (Moción) por la que se instaba al Gobierno a prohibir los anuncios de apuestas deportivas en la publicidad de televisión, presentada por el Grupo Parlamentario Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea del Senado.

A dicha Proposición no de Ley se formularon dos enmiendas.

Una de modificación del Partido Socialista que reza así:

«El Congreso de los Diputados insta al Gobierno a desarrollar los artículos 7 y 8 de la Ley 13/2011, de 27 de mayo, de Regulación del Juego, de forma que se garantice la máxima protección en relación con la actividad publicitaria de las actividades de juego de ámbito estatal frente al impacto negativo del juego sobre menores, jóvenes y jugadores problemáticos; así como el desarrollo de las previsiones normativas en materia de juego responsable.»

Y otra del Grupo Parlamentario Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea del Senado que dice:

«La Comisión Mixta para el Estudio del Problema de las Drogas insta al Gobierno a completar a la mayor brevedad posible el desarrollo reglamentario de la publicidad del juego de ámbito estatal, incluyendo las reglas a las que someter la difusión audiovisual de dicha publicidad en función de las características de los distintos juegos, al objeto de garantizar la protección de la salud pública y, en particular, de los menores de edad y colectivos con problemas de juego

Ver el BOCG número 162 , 28 de diciembre de 2017