actualizado: 7 May 2021

n Recibir el Boletín diario con las últimas noticias del sector

El gasto en juego privado en Andalucía cae casi a la mitad en 2020 tras situarse en 1.280 millones y la Junta recauda un 43,6% menos

La estadística del juego privado en Andalucía de 2020 refleja un descenso interanual cercano al 50% tras alcanzar un volumen de 1.280,53 millones de euros frente a los 2.226,69 millones de euros registrados en 2019, el ejercicio de mayor facturación de la década 2011-2020.

El Gobierno andaluz recaudó en 2020 20,6 millones de euros en concepto de Impuesto sobre actividades del juego, a los que se suma otros 86 millones como Tasa fiscal sobre el juego, 106,6 millones de euros en total, cuando la previsión inicial del ejercicio era de 24,39 millones y de 164,7 millones, respectivamente, 189,09 millones, un 43,6% menos, por tanto, según los datos de la Intervención General de la Junta de Andalucía, consultados por Europa Press.

La Consejería de Hacienda y Financiación Europea, en la introducción de la estadística del juego privado en Andalucía, pone de manifiesto que la influencia de la pandemia de coronavirus en esta bajada es «la conclusión más importante» en la explicación de los resultados, que concreta en el hecho de que los establecimientos han permanecido «dos meses de cierre obligados por el estado de alarma», a lo que suma «los límites horarios de apertura y de cierre y las reducciones de aforo».

A la influencia del Covid suma el Gobierno andaluz «la desaparición prácticamente de la modalidad del bingo tradicional debido a la consolidación de la modalidad del bingo electrónico», de la que traslada que se inició en 2019 y en 2020 se encuentra implantado en casi todas las salas de Andalucía.

Evaluar 2020 con la perspectiva de 2019 entraña la comparación de dos ejercicios excepcionales por representar ambos los hitos de la década: 2019 por ser el de mayor facturación en el periodo mencionado y 2020 por suponer la más baja.

Hasta ahora el ejercicio de la década con menor recaudación había sido 2014 con 1.679,10 millones y un gasto por habitante de 199,83 euros cuando en 2020 apenas ha sobrepasado la cota de los 1.000 millones.

151,28 euros de gasto por habitante

La media de gasto por habitante, que en 2020 ha sido de 151,28 euros, supone un retroceso del 42,83% respecto a los 264,63 euros de 2020, según los datos de la Consejería de Hacienda.

En la Ley del Presupuesto de 2020 el Gobierno andaluz acordó, sobre la Tasa Fiscal sobre el Juego del Bingo, establecer con carácter indefinido el tipo reducido del bingo tradicional, que lo vinculó «al mantenimiento de la plantilla de trabajadores» y era de carácter transitorio durante los ejercicios 2017-2020.

El Gobierno andaluz declaraba que su objeto era «potenciar el bingo tradicional y contribuir al mantenimiento del empleo en una actividad, habida cuenta del paulatino cierre de salones de juego que se ha venido produciendo en los últimos años».

La estadística refleja las modalidades de juego en casinos, bingos, bingo electrónico, máquinas B y apuestas. La modalidad de mayores ingresos son las máquinas B con 887,86 millones, prácticamente el 70% del total.

El desglose de la recaudación por provincias en 2020 es el siguiente: Almería (118,32 millones); Cádiz (205,73); Córdoba (91,95); Granada (114,32); Huelva (85,33); Jaén (64,73); Málaga (322,25); y Sevilla (277,9).

Con una población de Andalucía que cifra en 8,46 millones de habitantes, el informe sobre juego traslada que el gasto real ha sido de 334,91 millones, una cantidad resultante de la diferencia entre el dinero gastado y los premios recibidos por los jugadores, y a este parámetro añade el gasto aparente, concepto que alude al gasto real por habitante, que se sitúa en 39,6 euros.

El gasto real en máquinas B es de 221,96 millones, mientras que el gasto aparente es de 26,2 euros. El número de máquinas B en Andalucía es de 29.586, lo que supone una densidad por cada 1.000 habitantes de 3,5. Sevilla es la provincia andaluza con más máquinas con 6.798, una cuarta parte del total (23%).

Las 29.586 máquinas de 2020 suponen casi un 20% menos que las 36.305 que había en 2011.

Inspecciones

La estadística refleja igualmente la actividad inspectora de la Junta de Andalucía, que ha supuesto 8.787 actuaciones, de las cuales 8.446 se centraron en máquinas, 221 en salones, 23 en bingos, 11 en casinos y 86 en sorteos y otros juegos.

La actividad inspectora por provincias fue la siguiente: Almería (114), Cádiz (152), Córdoba (1.288), Granada (1.277), Huelva (651), Jaén (3.037), Málaga (995) y Sevilla (1.273). La Junta traslada que se abrieron 28 expedientes sancionadores mientras que los resueltos ascendieron a 156.

Fuente: eldiario.es

Etiquetada bajo