Agentes de la Policía Nacional en Palma han desmantelado un casino móvil ilegal que se desplazaba por toda la geografía de Mallorca, con una estructura estable para la organización, gestión y explotación de juegos y apuestas en juegos exclusivos de casino sin disponer de ningún tipo de autorización.

Gracias a las indagaciones realizadas desde mediados de 2023, se constataron los movimientos de dos personas, un hombre y una mujer, del centro de Europa, presuntamente relacionados con el mundo del juego ilegal. Se anunciaban en medios electrónicos a través de Internet. Además de una incipiente propaganda de carteles anunciadores en diversos establecimientos de hostelería, sobre juegos exclusivos de casinos autorizados.

Tras varios meses de investigaciones se llegó a la conclusión de que se trataba de un grupo organizado y se les detectó, en diversos establecimientos de hostelería en toda la geografía de Mallorca, mientras desarrollaban su actividad ilegal.

Uno de los lugares más habituales era una zona costera del Ponent de Mallorca. Finalmente, los agentes irrumpieron en un local ubicado en las inmediaciones del paseo marítimo de Palma donde sorprendieron un total de diez personas, entre ellos, a lasupuesta organizadora y su pareja, a tres personas como croupier y cinco jugadores.

En las entradas de acceso al establecimiento habían instalado carteles informativos de “Casino Royale” con venta de tickets a 49 euros, que incluía 500 fichas para participar en los diversos juegos de ruleta, black jack, póker, además de música, entretenimiento y cocktails. Fueron intervenidas barajas ya utilizadas de una marca de alto standing europeo, una mesa de juego del póker, dos mesas de jackpot, una mesa de dados, una mesa con ruleta, una ruleta de la suerte, dos máquinas de las similares al tipo “B”, de salones de juego, dados, más de 1.300 fichas por importe entre 5 y 10.000, carteles y panfletos anunciadores, etcétera.