El 8° Juzgado Civil de Santiago aprobó la solicitud de reorganización judicial de la mayor operadora de casinos del país, Enjoy, con el que busca evitar su quiebra ante los problemas financieros por los que atraviesa.

Con esto, se cumple otra etapa del procedimiento. Ahora, tras dictada la resolución de apertura del procedimiento de reorganización, se abre un plazo de 30 días hábiles, pero prorrogables, para que se lleve a cabo la junta de acreedores a fin de pronunciarse sobre la propuesta de pago que presente Enjoy.

Así, la audiencia deberá concretarse a mediados de junio. Sin embargo, conocedores del proceso, cuentan que muy probablemente se prorrogue -si hay acuerdo de una parte de los acreedores- el plazo fijado por la ley para que se realice la junta de acreedores, en unos 30 días adicionales. Esto, dado que se requiere previo a ello la aceptación de la propuesta por parte de los tenedores de bonos dado que son los mayores acreedores. Las mismas fuentes anticipan que aquello podría extender los plazos.

La semana pasada la Superintendencia de Insolvencia y Reemprendimiento nominó a los veedores titular y suplente para llevar a cabo el proceso. Como veedor titular, la Superir designó a Patricio Jamarne -quien será el encargado de presentar la propuesta de pago- mientras que como veedor suplente nombró a Enrique Ortiz.

En paralelo, la semana pasada Enjoy tuvo los primeros acercamientos con sus acreedores para comunicarles, de manera informal, los planes en que está trabajando para enfrentar la crisis y cuáles podrían ser las opciones de pago. La compañía también se comunicó con los tenedores de bonos.

La empresa afirmó que los efectos del estallido social de 2019, y luego la actual crisis sanitaria, causaron un profundo impacto a la compañía. Estas dos situaciones, señaló Enjoy, “hicieron que se limitara totalmente el flujo de caja necesario para mantener la operación”.

A raíz de la pandemia del Covid-19, la Superintendencia de Casinos de Juego (SCJ), ordenó a Enjoy -y a toda la industria- cerrar todos sus casinos por un tiempo indeterminado, a partir del 18 de marzo y hasta que las autoridades sanitarias así lo determinen, lo que significa que la empresa no está percibiendo ingresos en estos momentos.