La discusión en torno a las cajas de botín y los sistemas de monetización presentes en los videojuegos continúa en Reino Unido y hasta el momento ha quedado claro que la polémica está lejos de terminar pues se trata de un caso en el que el desarrollo de la tecnología superó la capacidad de adaptación de los marcos legales.

Esto significa que, actualmente, hay una disputa entre aquellos que buscan adecuar, de la forma que sea, a las famosas loot boxes dentro de apartados legales relacionados con apuestas y quienes piden un análisis más profundo, como la Ministro británica Margot James.

Un reporte de Gamesindustry.biz compartió la actualidad sobre el debate que ha involucrado a autoridades, miembros del Parlamento británico y compañías de videojuegos para encontrar una salida adecuada a la polémica de las cajas de botín. Al respecto, la información refiere la postura de la Ministro de asuntos digitales e industrias creativas, Margot James, quien expresó su desacuerdo con la idea e intención de encasillar a los sistemas de cajas de botín dentro de un marco legal diseñado para entornos de apuestas y juegos de azar. James, quien se presentó ante el Parlamento, señaló que Reino Unido no debe tomar una decisión tan apresurada y mucho menos verse influenciada por lo que ha sucedido al respecto en Holanda y Bélgica, donde sí se han considerado a las cajas de botín como apuestas, pues las leyes de juego de la región son diferentes a las de los Países Bajos.

Asimismo, la Ministro rechazó que haya evidencia contundente que permita clasificar, en este momento, a las cajas de botín como juegos de azar y apuestas: «también refutaría el supuesto de que las cajas de botín son juegos de azar. No creo que las pruebas que he leído en las audiencias de su comité lo respalden. Las cajas de botín son un medio para que las personas compren artículos, pieles, para mejorar su juego. experiencia, no a través de la expectativa de una recompensa financiera adicional y, lo que es más importante, no se pueden intercambiar fuera de un entorno en línea por dinero. Por lo tanto, creo que hay grandes diferencias y no creo que realmente sea cierto decir las cajas de botín sean apuestas».

Finalmente, James señaló la necesidad de hacer más investigaciones respecto a las cajas de botín con el objetivo de determinar sus especificidades y así establecer una regulación acorde a la situación: «no creo que la evidencia esté realmente allí todavía. No hay muchos estudios, eso no quiere decir que no debamos iniciar más investigaciones. Se necesita la evidencia como justificación para tomar medidas, especialmente si está hablando de regulación Debemos ser cuidadosos. No podemos suponer necesariamente que, dado que existe una correlación entre A y B, existe un vínculo causal. Esos dos modos de investigación son diferentes y creo que debemos respetar eso».

Fuente: levelup.com